OPINIÓN: CHARLOTTE FLAIR VS BECKY LYNCH EN WWE FASTLANE

La imagen puede contener: 2 personas, texto

Este domingo en el evento WWE FASTLANE 2019 se volverán a ver las caras Charlotte y Becky, de cara al evento más grande de la empresa, WrestleMania, donde la estipulación es que si Becky gana será incluida en el combate titular en WM. Esta historia se viene contado desde ya hace unos meses, recapitulemos:

Como parte de una competencia entre las marcas Raw y SmackDown en Survivor Series, Becky Lynch que era en esos tiempos la campeona femenina de SmackDown estaba programada contra la campeona femenina de RAW, Ronda Rousey, en una lucha interpromocional campeona contra campeona. Lynch dirigió una invasión en el episodio del Raw del 12 de noviembre; durante ese ángulo, sufrió una conmoción cerebral legítima y una fractura de nariz después de un golpe fuerte de Nia Jax. Debido a la lesión, Lynch fue sacada del combate de Survivor Series, y tuvo que escoger a alguien que la reemplazara en el episodio de SmackDown de la noche siguiente, esa luchadora fue Charlotte Flair, con quien había tenido una rivalidad reciente después de que en la historia su amistad terminara.

Ya en Survivor Series, se dio la lucha entre Ronda Rousey vs Charlotte Flair, donde esta última perdió por descalificación luego de atacar brutalmente a Rousey con un palo de kendo y una silla de acero.

Con estos sucesos, se dio a conocer un lado más rudo tanto de Charlotte como de Becky.

Becky Lynch volvió de su lesión para defender su título en el primer combate femenino de Tablas, Escaleras y Sillas contra Charlotte Flair y Asuka en TLC, donde Asuka ganó el título después de que Ronda Rousey interfiriera y empujara a Lynch y Flair de una escalera, terminando su reinado a los 91 días. Así dando a entender que los sucesos de Survivor Series no terminaron allí.

En el evento Royal Rumble 2019, Becky Lynch tuvo su revancha contra Asuka, donde no pudo recuperar su título. Más tarde esa noche, participó en el combate del Royal Rumble de mujeres como participante sorpresa al reemplazar a Lana que no pudo ingresar por una lesión, ganando finalmente el Rumble eliminando a Charlotte Flair. Si se dan cuenta, Becky se involucró en la misma noche en dos importantes combates con 2 de las 3 luchadoras que había tenido un feudo ese último mes. La otra luchadora con la que no se involucro fue Ronda Rousey… hasta la noche siguiente.

La noche siguiente en Raw, Lynch continuó su enemistad con Ronda Rousey cuando anunció que elegiría enfrentarla por el Raw Women's Championship en WrestleMania 35. Durante las noches siguientes, mientras peleaba contra Rousey, Lynch también fue suspendida como parte de la historia después de que se negara a visitar a médicos y en su lugar atacó a Stephanie McMahon y Triple H en noches consecutivas. La semana siguiente, a pesar de haberse disculpado con los McMahons, Vince McMahon reapareció para suspender a Becky por 60 días, lo que la dejaría fuera de WrestleMania, y la reemplazó con Charlotte Flair como la oponente de Rousey en WrestleMania.

Ronda Rousey ya cansada de las decisiones de los McMahons, le dio a Stephanie un ultimátum, donde le quitaban la suspensión a Becky Lynch reincorporando su lucha contra ella, o WWE se olvidaba de Ronda, dejando el titulo femenino de Raw a los pies de Stephanie y retirándose del ring.

A la semana siguiente, Stephanie McMahon anunció que los cargos contra Becky fueron retirados quitándole su suspensión, y que en Fastlane se enfrentaría contra Charlotte Flair por el vacante campeonato femenino de Raw. Esa misma noche, se iba a dar la firma oficial donde Becky tenía que firmar un contrato donde no responsabilizaba a WWE por las lesiones que le podía pasar, ya que ella estaba mal de la rodilla aún, pero fueron interrumpidas por Ronda Rousey que reapareció para pedir de regreso su campeonato, donde Stephanie le concedió eso (seguramente por miedo), y se anunció que en Fastlane se daría una lucha entre Charlotte Flair vs Becky Lynch, donde si esta última ganaba sería incorporada a la lucha titular en WrestleMania entre Charlotte vs Ronda transformándola en una Triple Amenaza. Posterior al anuncio, Ronda ataco a sus contrincantes, principalmente a Becky.

A la noche siguiente en SmackDown, Charlotte convocó a Becky para una conversación en el ring, donde todo esto terminaría en una ataque a traición de parte de Charlotte contra Becky, pero esta le invirtió los papeles demostrándole que a pesar de que este lesionada de una pierna aún le puede dar pelea.

Y así llegamos a los días de hoy, donde tenemos una interesante historia en el horizonte, donde la injusticia se refleja en Becky Lynch que ha estado en contra de la autoridad, que a pesar de haber ganado su combate de Royal Rumble tiene que ganar otra lucha más para ser incluida en el combate titular en WrestleMania, lucha que por derecho tiene al ganar el Rumble, y para ello tiene que ganarle a alguien que no tuvo que ganar nada para estar allí.

NOTA: Alguien quiere pensar en Asuka! xD las dos luchadores principales de SmackDown van detrás del campeonato femenino de RAW y tienen a la pobre Asuka y su campeonato femenino de la marca azul en segundo plano.





Comparte:

No hay comentarios.:

Publicar un comentario